lunes, 14 de marzo de 2011

Viejos Tiempos...



El alumnado de hoy en día no conoce muchos de los estilos que han marcado un antes y un después en la Historia de la Música.

En estos momentos estoy, desde mi humilde posición, explicando la importancia del Jazz para todos los movimientos posteriores. Más adelante explicaré el Rock (y sus derivados) y el Pop español.

Hoy quiero hablar de un estilo que me marcó desde la primera vez que lo oí: la música denominada New Age.

Dentro de esta categoría podemos encontrar toda una legión de músicos, desde los más experimentales como Schulze, a los más comerciales como Jean Michel Jarre. En un principio la división entre los distintos estilos no estaba clara: en las tiendas de discos todo aquello que estaba interpretado con instrumentos electrónicos pasaba a la categoría de New Age. Con el tiempo las distintas concepciones de la música electrónica pasaron a tener su propia categoría y la New Age se quedó como algo ideal para crear momentos relajantes.

En mi época escuchaba a un compositor español que destacaba dentro de este tipo de música: Chafino. Su música reunía todas las características del estilo que nos producía inquietud a unos cuantos estudiantes de composición: se trataba de música actual con tintes operísticos y escritura clásica (en lo que se refiere al tratamiento de los distintos instrumentos).

Chafino hacía música "moderna" aplicando todos los conocimientos de los grandes compositores, pero también llamó la atención del público con la magnífica voz que le acompañaba: José Ramirez, soprano masculino (algo bastante inusual entre las voces, pues las sopranos suelen ser mujeres). La voz de este cantante debe ser como la de aquellos castrati que durante el siglo XVII llenaban los distintos rincones de Europa con su voz, llegando incluso a trabajar para la nobleza, como en el caso de Carlo Broschi Farinelli que llegó a cantar para los reyes de Francia y España.

Yo quiero que la voz de Ramirez, junto con la maestría en la composición de Chafino, pueda crear algo dentro de todo aquel que lo escuche.





1 comentario:

JCH dijo...

Estimado Ramón:

Acabo de ver el post que me dedicaste el pasado 14 de marzo, solo agradecerte el detalle, ahora entiendo lo del comentario en el FaceBook. Un abrazo y enhorabuena por tu blog. Fantástico. Chafino.